Monty es un gato que nació con anomalía cromosómica similar al Síndrome de Down. Su condición, ha cautivado a sus dueños, pero también a miles de internautas.

Mikala Klein y Michael Bjorn, daneses, acudieron en 2013 a un refugio de animales con la intención de adoptar una mascota. Allí, conocieron a un gatito que llevaba varios años buscando un hogar, Monty.

A partir de ahí, se convirtieron en embajadores para aquellos animales que, aunque no tienen una apariencia perfecta, son increíbles. “Es raro como un diamante”, así lo definen sus dueños Michael Bjorn y Mikala Klein, que se enamoraron de Monty en cuanto lo vieron.

Su causa, ya ha ganado miles de seguidores en la red. En Facebook, Monty tiene más de 300.000 seguidores y, en Instagram, ya supera los 240 mil. Además, sus dueños se han inspirado en su gatito para crear una línea de joyería con la que buscan recaudar fondos que serán donados a refugios de animales.