¿Salir a pasear con tu perro es una odisea? No te preocupes, capsule no eres el único. Que tu perro no quiera caminar en la calle puede ser indicativo de varios factores y, en Mascotas Sanas te damos la orientación que necesitas para solucionar el problema.

Causas
• Tu perro no ha aprendido a pasear de la forma correcta.
• Sufre estrés y no se relaja.
• Tiene miedo.
• Sufre algún tipo de dolor causado por el ejercicio.
• No realizas las pausas que el perro necesita.

Soluciones
Perros cachorros: Aprendizaje
Si tu perro es un cachorro, es el momento de que descubra la calle y comience a socializar. Por eso, es fundamental que le permitas hacer lo que quiera, para que entienda que el paseo es un momento de diversión y entretenimiento. Eso sí, presta atención a todos sus movimientos para evitar que sufra una mala experiencia que pueda ocasionar un trauma futuro.

Perros adultos – Aprendizaje
A causa de una mala socialización o falta de aprendizaje, algunos perros adultos no están habituados al paseo.
Sal a pasear con él por zonas tranquilas y relajadas y prémiale cuando te haga caso.

Miedo
En ocasiones, los perros pueden sufrir miedo o estrés a causa de otros viandantes, vehículos, u otros perros.
Otras veces, el miedo puede ser causado por situaciones pasadas, como un abandono. En estos casos, será necesaria una terapia para que tu amiguito supere sus miedos.

Existen dolencias que puede sufrir tu mascota que en ocasiones pueden pasar inadvertidas para ti. Por eso, es importante revisar periódicamente a nuestra mascota, repasando las articulaciones, orejas, almohadillas de las patitas, uñas… En muchas ocasiones, el perro no quiere salir a pasear porque siente molestias. Recuerda que tu amiguito no puede hablar, por lo que eres tú quien tiene que identificar la causa del problema.
Por último, evita los tirones innecesarios. Solo eso, puede generar un malestar en tu mascota.

¡A pasear!